28/8/09

ERAN MÁS DE TRES...


Siendo niño, tenía la costumbre de guardar mi puño dentro de la manga
de esas camperitas de gimnasia azules con rayas blancas que debíamos usar para Educación Física y que yo utilizaba en cualquier lugar, menos en Educación Física.
Una vez, acompañaba a mi vieja no recuerdo dónde, con las manos dentro de las mangas. Una señora se detuvo, sorprendida y asustada: "Ayyyy... pobrecito, tan chiquito... (mirando a mi vieja) señora... ¿hace mucho que ocurrió?.... ¿y no se puede hacer nada?..." -gritó.
Mayúsculo fue su susto cuando saqué mis manos de la campera. Mi vieja me indicaba desesperadamente con gestos que no me riera, pero era difícil, ella también estaba tentada.
Recuerdo que ella dijo "una escena digna de los Tres Chiflados".
Y la referencia era más que válida. En el comedor del colegio, Canal 13 era una cita obligada. Algunos años pasaban Viendo a Biondi y otros, a Los Tres Chiflados.
Se creaba un clima de suspenso cuando llegaba el mediodía y las maestras sintonizaban el televisor. Al aparecer la clásica cortina de Columbia (como yo era corto de vista, bah, no quería usar anteojos, creí que la cara de la estatua era de Larry), todos esperábamos que dieran un capítulo en que estuviese Curly. Vamos a compartir la primera perlita de este post, la intro de un episodio más algunos segundos más... pero en color:




Perlita 1: Los Tres Chiflados en color y la clásica introducción

Como ya se señaló en otro post, la Asociación Cooperadora se habia jugado y a principios de los años ochenta compraron un televisor en colores. Como dijimos, el suspenso estaba establecido porque todos queríamos que estuviera Curly. Si no estaba ese pelado genial y gracioso, no era lo mismo.
De grande también me divertí con Shemp pero en esos años, Curly nos encendía y cada vez que aparecía en los capítulos, se establecía un silencio sepulcral, ordenado por las maestras (sospecho que a ellas les pasaría lo mismo). No pasaba lo mismo cuando nos enterábamos que participaba Shemp o Joe.
Los Tres Chiflados surgen de manera "oficial" en 1934 pero anteriormente el origen fue el de un dúo que conformaban Moe y Shemp. Ambos trabajaban para Ted Healy, un señor con el que tuvieron más de un problema. Shemp tomó otros caminos y ya con Larry a bordo, Moe convoca a su otro hermano Jerry, más conocido como el querido Curly. Y decimos que surgen de manera "oficial" en el '34 ya que es en ese año cuando firman contrato con la empresa Columbia (antes estaban en la MGM) y en la primera película "Woman Haters" figuran como "Howard, Fine and Howard" pero ya en la segunda "Punch Drunks", aparecen como "The Three Stooges", para nosotros, Los Tres Chiflados.

Perlita 2: de la colección "Chapa y cartón", los dibujos realizados por Jorge de Los Ríos, en este caso de Moe, Curly y Larry (1981, material propio)

Las películas eran un éxito descomunal, la impronta de Curly era para el aplauso. Como nuestro Alberto Olmedo, Curly no recordaba ni una sola de sus líneas, entonces improvisaba, revoleaba los ojos y se tiraba al piso. Según cuentan, los golpes no estaban en los guiones, se improvisaban y así más de una vez han terminado en el hospital. La muletilla más recordad de Curly era su clásico "ubububububububu", con esa voz aguda e increíble. Pero lamentablemente, con el tiempo, Curly incurrió en problemas con la bebida y trasnochaba demasiado. Todo eso fue minando su salud, le fue quitando coordinación. Los últimos capítulos que grabó se hacían con mucho esfuerzo. Ataques al corazón lo llevaron al reposo obligado. Su reemplazante fue Shemp Howard, hermano de Curly y de Moe, pero se estableció como un reemplazo temporal, ya que muchos confiaban en que el pelado volvería.
Curly cayó en una depresión brutal y sus hermanos, para levantarle el ánimo, lo invitaron a hacer un cameo, una aparición especial en un capítulo.
Ese episodio es de 1947, "Hold That Lion", es el capítulo que uno siempre quiere volver a ver ya que es el único en donde aparecen los tres hermanos Howard.

Perlita 3: la foto más buscada, el momento que reúne a Larry, Moe y Shemp con Curly
(imagen: revista Plan Tv)

En los malos momentos surgen las perlas. Cuando Shemp se agregó al elenco, Larry propuso que cada uno separara de su sueldo cincuenta dólares para ayudar a Curly. Moe se conmovió con la actitud de Larry, a quien consideraba como un Howard más.
La idea era que Curly al menos apareciera cada tanto en algunos cameos, pero murió joven, de un ataque al corazón, en 1952, a los 48 años.
Shemp logró llevar a cuestas el reemplazo y le dio su aporte para que las películas continuaron siendo exitosas. Su impronta y personalidad le dieron vuelo a su propio personaje y participó de episodios sencillamente desopilantes.
En pleno auge, luego de ver junto a un amigo una pelea de box, en el camino de vuelta se descompuso arriba de un taxi y falleció a los 60 años en 1955. A Moe se le hizo muy cuesta arriba continuar, sus dos hermanos habían muerto y las ganas de seguir adelante eran más que escasas.

Joe Besser (Izquierda), Joe de Rita (centro) y Shemp (derecha).

Ahora, además de extrañar a Curly, se extrañaba a Shemp. Con el tiempo, hubo dos chiflados más: primero fue Joe Besser, quien en su contrato puso una cláusula en donde no podía recibir golpes (esa temporada Larry "cobró" como nunca) y luego Joe de Rita. Y uno más que no llegó a filmar las tradicionales películas: Emil Sitka, reemplazante de Larry. ¿Reemplazante de Larry? Sí, porque cuando el trío estaba filmando una película en donde se hablaría del retiro de la actuación, Larry se descompuso y quedó internado. Moe lo visitaba permanentemente, como ya dijimos, se querían como hermanos y el propio Larry declaró que sin el sostén de Moe, le era difícil vivir. Larry falleció en enero de 1975.
Según se dice, a Los Tres Chiflados el reconocimiento masivo les llegó algo tarde. La próxima perlita corresponde a una imagen muy especial: la visita de Moe, ya anciano, a un programa de televisión norteamericano conducido por Mike Douglas. El programa fue emitido entre 1974 y 1975 y allí Moe realizó gracias y gags como si tuviera treinta años menos.

Perlita 4: Moe en un programa de tv. Se calcula que fue por 1975.

Moe falleció de cáncer de pulmón en junio de 1975, mismo año que Larry, y hasta último momento pensó en seguir trabajando. Lo loco es que comenzó su carrera de actor solista a los 76 años.
Para quien esto escribe, la mejor época fue la de Curly, decididamente. El más gracioso, el más burlón, y ese "ubububububububbubu" que lo caracteriza quedará para siempre en nuestra memoria emotiva. Pero también hay que entender, que sin un Moe, Curly no hubiera sido lo que conocimos y sin un Larry, Moe tampoco. La química que había entre ellos tal vez fuera la clave del éxito, y la suma de Shemp, pese a los rechazos iniciales, fue un aporte más que interesante. De hecho, hay grandes capítulos con Shemp.
La gran perlita ha de ser, sin dudas, el capítulo en donde aparecen los tres hermanos Howard. Ya hemos visto la foto, pero tendrá mucha más gracia, supongo, verlos en movimiento, asi es que compartimos la última y gran perla de este post, el segmento en donde aparecen Moe, Shemp y Larry junto a Curly:




Perlita 5: el fragmento del episodio donde aparecen Los Cuatro Chiflados

Cada tanto, en nuestra televisión argentina los siguen emitiendo. Forman parte de una cultura creo, de entretenimiento mundial.
Y a esta altura, emotiva...


Gus
Información: revista Plan Tv, nota de Esteban Farfán




Publi Retro: Bon o Bon

13/8/09

HACIÉNDONOS COMPAÑÍA

1987. Segundo año del secundario. Quien esto escribe no era de aquellos tipos prolijos que hacían la tarea a tiempo, siempre dejaba todo para último momento. Entraba a la una y diez de la tarde y aprovechando que vivía cerca, once y media o doce empezaba a mirar cuál era la tarea. Y eso que me despertaba temprano. La magia de la radio siempre me cautivó, pero en este caso, tenía la chance de poder “ver” a la radio.


El equipo en pleno: Badía, Fuxan, Castelo, Sánchez y Chediek (imagen: "Tv Manías", Hermida - Satas)

Es que a las nueve de la mañana, comenzaba Imagen de Radio. El anfitrión era Juan Alberto Badía. La idea de Juan era mostrar los ritmos de un programa de radio en una tele que estaba muy estructurada y demasiado acostumbrada a los programas populares y de alto ráting del Canal 9 de Alejandro Romay. El programa siempre arrancaba con el tema “Hoy puede ser un gran día”, que interpretaba Joan Manuel Serrat, y la verdad, que me daba muchas pilas para comenzar el día con un optimismo que no venía nada mal.
Junto a Juan estaba la locutora María Esther Sánchez, la periodista Silvina Chediek y el locutor Luis Fuxan. Este último tenía una franja blanca en el pelo que siempre me llamó la atención. El refuerzo de oro para el humor y la ironía fina era Adolfo Castelo.Compartimos la primera perlita de hoy, un recorte de una revista Tv Guía, en este caso de 1988, y podemos ver con quiénes competìa en ese momento:

Perlita 1: los programas de la mañana, recuerdan "The Vìctor English Method"? Arrancaba bastante antes que Imagen de Radio, y confieso que lo he visto también (material propio)

La música que habitualmente pasa un programa de radio también se emitía aquí, pero en este caso con videos clips de los artistas (en su mayoría nacionales) no necesariamente "del momento". Cada vez que se iba a un corte, Juan decía “por favor switcher master, vamos a la tanda”. En temas de actualidad, Silvina Chediek aportaba lo suyo y Luis Fuxan leía las tandas publicitarias.
Imagen de Radio durante el verano se transformaba en Imagen de Verano y ese programa nos permitió ver los primeros trabajos en la tele de Mario Mazzone, María Muñoz, Marcela Oviedo Monserrat, y varios más. Capitaneaban el barco Graciela Mancuso y Ari Paluch.
Pero Imagen de Radio continuó por varios años más, hasta ha llegado a estar en horarios nocturnos.

Esta imagen deberia ser una perlita ya que hay pocos datos gráficos de Imagen de radio. Aquí, el ciclo se emitía por la noche (gentileza libro "40 años de la televisión Argentina")

Creo que una vez se le escapó a Badia decir “les seguimos haciendo compañía” ante las risas de sus compañeros y de la gente del piso. Es que Juan tenía muy incorporado aquel programa llamado Badía & Cía., un emblema de los sábados por la tarde de los años ochenta. Y hacia ese programa nos dirigimos ahora, en esta antología emotiva en donde creemos que Juan Alberto Badía no debe quedar afuera.

En el caso de
Badía & Cía. hay que destacar un punto: el Beto siempre le dio lugar y cabida a la música nacional, no solamente en cuanto al rock, sino también al folklore y al tango. Los videos y artistas eran cuidadosamente seleccionados y el programa era un relojito. En su momento, durante mi niñez me resultaba algo denso, entrando en la adolescencia lo empecé a descubrir mejor y ahora realmente extraño ciclos de esa calidad. Porque la calidad era algo que Badía no descuidaba.

Chasman y Chirolita, uno de los shows que se podìa apreciar en Badìa & Cìa. También han estado en "Sábados de la Bondad" y "Finalísima del Humor" (gentileza libro "Tv Manìas", Hermida - Satas)

El ciclo contaba con sketchs, reportajes, musicales, y siempre cerraba con un show en vivo de artistas de gran repercusión. Había público en las gradas y creo que el récord de mayor cantidad de gente en asistir al programa debe haber sido durante alguna de las presentaciones de Sergio Denis, en 1985.

Badía y una de sus mejores compañías del alma: Los Beatles
(imagen:
"Tv Manías" Hermida - Satas)

Badía & Cía. nació en Canal 9, en 1983 y al año siguiente pasó a Canal 13. Allí desfilaron, entre otros y en diferentes etapas: Víctor Sueyro, Mario Mactas, Cecilia Laratro (que presentaba un bloque llamado "Curiosa Noche", un segmento musical con muchos aires de romanticismo), Silvia Fernández Barrio, Ana María Campoy, Enrique Wolff, Marcelo Tinelli, Luisa Delfino, Alan Pauls, Jorge Dorio, y algunos humoristas que dejaban su sello como el ventrílocuo Chasman junto al muñeco Chirolita o el recordado Esteban Mellino con su Profesor Lambetain.
Y el Beto, fue la figurita número 1 de la colección de Chapa y Cartón dibujada por el genial Maestro Jorge de los Ríos. Aquí dicha figurita como segunda perlita de hoy:

Nadie mejor que el Maestro De los Ríos para retratar famosos. Aquí, Juan Alberto fue la figurita número 1 de "Chapa y Cartón" del año 1981 (material propio)


En el ciclo, como dijimos tenían cabida exponentes de varias ramas musicales, pero en especial del rock nacional. Nunca hubo playback, eso es otra cosa pra destacar, los shows eran realmente en vivo. Cómo se extrañan ese tipo de cosas. Y en 1988, se presentó un show muy especial. Virus había ganado el FestivalCoca Coca al mejor vídeo en 1987 y la entrega de premios se hizo ese año en el ciclo. Pero un año después, la salud de su líder, Federico Moura se deterioró debido al padecimiento de HIV. Cuando otra persona tal vez se hubiera dejado morir, Federico la peleó hasta el final. Y ocurrió en Badía & Cía. su último recital en la tele, es emotivo el "chau" del final. Vamos a la última perlita de hoy, un fragmento de Badía & Cía. con el animador presentando a una de las bandas que fue emblema del ciclo:





La última presentación de Federico Moura en el programa de Juan. Como siempre, el público eligió "Carolina" (gentileza Virus en concierto)

Lo conocí al Beto, le hice una nota en 1991, y tras el contacto personal y por algunas referencias tengo la sensación que Badía es un tipo gaucho, compañero y solidario. Pero por sobre todas las cosas, un PROFESIONAL CON MAYÚSCULAS. Una persona que si no logra un producto de calidad, no está conforme. Tiene esa entereza y autoexigencia que poseen los grandes, aquellos que quieren brindar lo mejor ante su público. Alguien, que, decididamente, tiene al micrófono, como mejor compañía...

Gus





Publi Retro: Jockey (1987, material propio)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 
Plantilla creada por laeulalia basada en la son of moto de blogger.